Había imaginado esos ojos hace un tiempo ya, cuando en la vida el empezaba a andar; de noche imaginaba como seria el calor de su abrazo, la ternura de sus caricias, esas que son reparadoras del alma, esas que renuevan y te hacen sentir que todavía hay esperanza de un mundo mejor.
Se pasaba las horas escribiendo versos donde la nombraba, y en esa magia que son las palabras la sentía cada día aun mas cerca, sin haberla conocido.
Una tarde de Abril el universo comploto y al ver una muchacha de ojos tristes y mirada nostálgica supo que su vida ya no seria igual, en ese encuentro no hizo falta una palabra, ellas vendrian después de un tiempo, poco a poco se acercaron tímidamente y la vida los fue uniendo como dos soles, las calles los veían caminar de la mano, terminando con el paisaje gris que reinaba por esos tiempos de revuelta política y social donde el país se caía a pedazos, y no había tiempo para soñar- pero como no soñar con esos ojos que daban tanta esperanza por que seguir.
Hoy no hace falta imaginarte, ni saber como es el calor de tu abrazo , ni el calor de tus caricias, ya que te veo despertar a mi derecha cada mañana, mostrándome que existe un futuro, que solo hay que salir a buscarlo y luchar por todo lo que anhelamos, que todavía es posible y que nunca es tarde.
Se que muchas veces no lo digo y me cuesta expresar todo lo que siento por vos, es que a veces siento que no existe tantas palabras para describir el caminar a tu lado tomados de la mano, ni tampoco existen palabras cuando te beso y me pierdo en tus ojos.
Podrá un Te Amo abarcar mi adoración hacia vos?...



Entradas populares de este blog